Compartir

¿Cuantos de nosotros esperamos ansiosos la limpieza que se hace en fines de semana? si eres una persona aplicada de seguro te levantas temprano y empiezas a hacerlo para que el dia te rinda mucho mas.

El dia de hoy te voy a mostrar como tres ingredientes te ayudaran a limpiar tu bañera y dejarla como nueva. ¿Quieres Saber Más? Quédate hasta el final Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

Estos tres ingredientes dejaran tu bañera brillante

De seguro cuando haces la limpieza tu parte menos favorita es limpiar la temida bañera! Para algunos desinfectar el inodoro puede ser igualmente minucioso, los limpiadores de inodoros y su fiel escobilla (por supuesto) hacen la mayoría del trabajo.

Entonces, ¿qué tiene de terrible la rutina semanal de limpieza de la tina? Bueno, tal vez lo mejor es preguntar qué NO ES, ¿verdad? Todo, desde arrodillarse y extraer el exceso de pelo y arena del orificio del fregader.

Hasta asegurar que toda la suciedad y la mugre sean totalmente invisibles antes de que se convierta en un día, no solo es tedioso sino también bastante fastidioso.

Pero, después de todos estos años, tal vez finalmente haya una solución permanente a todos sus problemas de limpieza de tinas. Melissa, nos explica el procedimiento definitivo de limpieza de la bañera, y resulta que si estás extenuándote mientras lo haces.

Es posible que te falte un producto esencial de tu rutina. Y necesitas tenerlo en tus manos en este momento. El producto es la solución de limpieza adecuada (suena bastante obvio, ¿no?).

Y no tiene que ir muy lejos para comprarlo, simplemente hágalo en casa, Por aquí te mostramos las maravillas de una solución casera para limpiar tinas que hará que nuestras vidas sean mucho más fáciles.

Entonces, sin más preámbulos, vamos a presentarte los tres ingredientes que necesita para una bañera más limpia sin necesidad de pasar tanto tiempo limpiandola:

  • Bicarbonato de sodio
  • Jabón para platos
  • Aceites esenciales (para este propósito, naranja o limón son los preferidos)

Mezcle partes iguales de bicarbonato de sodio y jabón en un recipiente (aproximadamente un cuarto de taza de ambos) y agregue diez gotas de su aceite esencial preferido.

Tenga en cuenta que esta solución solo es válida para un solo uso, por lo que lo mejor es hacer solo lo que cree que podrá usar en una sola sesión de limpieza. Además, aunque este es un método probado, solo funciona para superficies de esmalte.

Vía: metaspoon

Recuerda suscribirte a nuestro canal de Youtube: HAZ CLIC AQUÍ